lunes, 15 de diciembre de 2014

Pan de Jamón 2014

En esta ocasión quiero compartir con ustedes otra receta del venezolanísimo bocado navideño. Aunque preparado con ingredientes eminentemente heredamos de España, como las aceitunas, el pan de jamón es un plato eminente venezolano que nunca falta en las fiestas decembrinas, tanta es su importancia como la mismísima hallaca. Aunque hay varias versiones de su origen, muchos cronistas le atribuyen su creación a don Gustavo Ramella, panadero caraqueño de principios del siglo 20. En sus inicios, solo llevaba jamón, pero luego la creatividad de otros le fue añadiendo los ingredientes que disfrutamos hoy por hoy.
Pan de jamón

Ingredientes

1 cucharada de levadura
½ taza de agua tibia
1 cucharadita de azúcar
1 ½ taza de leche
1 kg de harina
5 cucharadas de manteca vegetal
6 cucharadas de mantequilla
1 ¾ cucharadita de sal
6 cucharadas de azúcar
3 huevos
1 kg de jamón cocido, molido grueso o picadito
¾ taza de pasas
30 aceitunas rellenas
1 cucharada de mantequilla
2 amarillos de huevo
2 cucharadas de agua
1/8 cucharadita de sal


Procedimiento

En un envase se ponen la levadura, el agua tibia y la cucharadita de azúcar. Se revuelve, se cubre con un paño y se deja reposar en un sitio abrigado hasta que levante, unos 20 minutos. En un envase grande se pone la leche y se le agrega la mezcla de la levadura. Se revuelve. Allí se le cierne ½ kilo de harina y se va mezclando con los dedos. Se pone en un sitio sin corrientes de aire, se cubre con un paño y se deja reposar hasta levantar, unas 4 horas.
En el mismo envase se cierne el resto de la harina, mezclándola con los dedos, si queda muy seca la mezcla, se le agregan dos cucharadas de leche fría. Se cubre con un paño y se mete en la nevera por 6 u 8 horas o hasta el día siguiente. Se saca la masa de la nevera, se pone sobre una mesa o tabla y se le agregan la manteca, la mantequilla, la sal, la azúcar y los huevos uno a uno, amasando bien de modo que quede bien trabajada y unida, sin grumos.
Al final, cuando la masa está bien unida, se bate levantando y dejando caer repetidamente desde lo alto hasta que toda la masa se desprenda de la mesa y de las manos, alrededor de 100 veces. Se divide en tres partes iguales para hacer panes.
En una mesa enharinada se extiende cada parte con un rodillo hasta quedar de 1/2 a 1 centímetro de grueso y en forma rectangular. Se dividen en tres partes el jamón, las pasas y las aceitunas, respectivamente, y se extienden sobre cada masa ya extendida llegando a 2 o 3 centímetros de los bordes. Se enrolla como para hacer un brazo gitano, se cierra en las puntas y se pone cada pan diagonalmente sobre una bandeja grande de metal enmantequillada.
Se cubre con un paño y se deja reposar por unas dos horas en un sitio sin corrientes de aire. Entretanto se precalienta el horno a 400 grados. Se mete una bandeja en el horno y a los 15 minutos con una brocha se cubre por encima con una mezcla de las 2 yemas de huevo batidas con las 2 cucharadas de agua y 1/8 de cucharadita de sal. Se continúa horneando por 5 minutos más hasta estar dorado por encima. Se saca del horno y se pone sobre una parrilla a enfriar y se repite todo el proceso del horneado con los otros dos panes.