sábado, 15 de enero de 2011

Gorgonzola y Pera



Se trata de una versión de Jamie Oliver de un plato tradicional muy apreciado en el norte de Italia, el risotto de peras al taleggio, otro queso característico de la zona de la Lombardia.

Risotto de Gorgonzola y Pera
Ingredientes

3 Peras maduras, peladas y sin semillas
4 cucharadas de miel
1 litro de Caldo de Pollo
2 cucharadas de Aceite de Oliva
40 gramos de mantequilla
1 cebolla grande, cortada muy fina
2 dientes de aj, picados finamente
400 gramos de Arroz, preferiblemente arbóreo
1 taza de Vermouth Blanco Seco o Vino Blanco
150 gramos de Queso Gorgonzola
50 gramos de queso parmesano rallado
Tomillo fresco
Sal y Pimienta recién molida


Procedimiento
Para las Peras, precaliente el horno a 350 F. Corte las peras por la mitad longitudinalmente y corte cada mitad en rodajas. Coloquelas en una bandeja de horno, rocíe con la miel y lleve al horno durante 15 minutos hasta que estén suaves y de color dorado. Retire y deje enfriar.
En una olla, caliente el caldo de pollo. En una sartén, caliente el aceite de oliva y una cucharada de la mantequilla, agregar la cebolla y el ajo, marchitar a fuego bajo durante unos 15 minutos o hasta que estén blandas. Agregue el arroz en la misma olla, revolviendo constantemente para cubrir con grasa cada grano y con cuchara de madera para evitar partir el arroz, se cocina por 3 minuto. Agregue el vermut blanco y dejar que se reduzca casi completamente, unos 2 minutos.
Luego agregar tanto caldo como sea necesario para apenas cubrir el arroz. El arroz se debe revolver constantemente y debe rasparse el fondo y orillas de la olla para que no se pegue, pues puede quemarse.
Siga añadiendo el caldo hasta que el arroz esté suave, alrededor de 15 a 20 minutos. Compruebe la sazón y ajuste al gusto con sal y pimienta recién molida.
Agregue 100 gramos de gorgonzola y las peras, remueva para que se derrita el queso y las peras se calienten. Retire la sartén del fuego, agregue la mantequilla restante y el parmesano y remueva bien. Coloque una tapa sobre la olla y dejar reposar durante 2 minutos. Escoja algunas hojas de tomillo fresco y agréguelas al risotto. Sirva inmediatamente. Decore los platos con las hojas de tomillo y el queso gorgonzola restante.

No hay comentarios: